¿Qué son las metodologías ágiles y cuáles son las ventajas de utilizarlas?

Hay una realidad que no podemos negar: cada vez son más las empresas que apuestan por la innovación. Esto ha convertido nuestra labor empresarial no solo en una competencia de calidad, sino también de velocidad. Y es que ya se pueden ver casos alrededor del mundo de compañías afectadas –o incluso eliminadas del rubro– por adversarios que pudieron ofrecer al mercado soluciones innovadoras antes que ellas.

¿Pero cómo encontramos una idea innovadora en tiempo récord y la ejecutamos de forma efectiva? Primero debemos comprender y asimilar que la innovación no es un proyecto con inicio y fin establecidos, sino se trata de un enfoque de trabajo que debe impregnarse en todos los niveles de la compañía hasta formar parte de su cultura.

Habiendo entendido esto, podemos afirmar que la innovación es un proceso constante, y como tal requiere práctica. A esto sumemos que tenemos a nuestra competencia pisándonos los talones y a un mercado lleno de consumidores exigentes, ávidos de mejores productos y servicios. Es mucha presión, ¿verdad?

Bajo este contexto surgen las metodologías ágiles que permiten adaptar la forma de trabajo a las condiciones del proyecto, consiguiendo flexibilidad e inmediatez en la respuesta del equipo encargado de su desarrollo
Lo mejor de esta metodología es que basa su avance en resultados previamente validados con el público usuario de la solución innovadora. De esta forma conseguimos avanzar a paso pronto y certero.

¿Qué es una metodología ágil?: Principios y consideraciones

El uso de la palabra agile (ágil) deriva de un manifiesto creado por un grupo de desarrolladores reunidos en el 2001 para discutir sus preocupaciones sobre el enfoque tradicional de gestión de proyectos y cómo éste fallaba muy a menudo. Por ello, llegaron a escribir el Manifesto for Agile Software Development (Beck, Beedle, et. al.) basado en los siguientes puntos:

  • Individuos e interacciones sobre procesos y herramientas.
  • Desarrollo funcionando sobre documentación extensiva.
  • Colaboración con el cliente sobre la negociación del contrato.
  • Respuesta ante el cambio sobre seguir un plan.

Desde entonces, el uso de estos métodos que apoyan los valores mencionados se han vuelto cada vez más populares en empresas mundiales como: Google, Facebook, Airbnb y Uber. Además, está presente en empresas más "cercanas", como el BBVA, BCP, Interbank, entre otros.

Las ventajas de utilizar las metodologías ágiles

La gran ventaja de este enfoque iterativo para el desarrollo de proyectos se encuentra en los siguientes puntos:

1) Riesgo reducido

Al tener pequeños entregables, estos son validados paso por paso, teniendo un resultado final que cumple con los objetivos planteados por el proyecto.

2) Mayor valor

La competencia no espera. Debemos ser capaces de liberar nuestro producto siempre que sea considerado lo suficientemente bueno. Al ponerlo a prueba con una validación centrada en el usuario, esto nos ayudará a corroborar cada punto fuerte de nuestro desarrollo.

3) Más flexibilidad / agilidad

Puede elegir cambiar de dirección o adaptar las siguientes interacciones basándose en la visualización del uso del proyecto por parte del usuario.

4) Mejor gestión de costes

Cuando desarrollamos proyectos demasiado grandes y/o complejos, es muy probable que los costos sean muy elevados. En el caso del desarrollo ágil, al ser por bloques, permite la validación y esto genera un mayor éxito al momento del lanzamiento.

5) Cooperación con el cliente

Cuando se realizan los desarrollos, es necesario el involucramiento del cliente/equipo en todo el proceso. Esto genera un compromiso y transparencia al compartir el progreso del proyecto. Además, produce una relación distinta entre cliente-proveedor, transformándola en un esfuerzo conjunto de equipo.

El proyecto se trabaja con base en una meta compartida, creando un mejor trabajo cooperativo, fomentando el espíritu colaborativo y construyendo relaciones más fuertes.

6) Respuesta ante el cambio

Uno de los principios del desarrollo ágil dicta que se debe mantener los requisitos y la documentación con un peso y sustento adecuado. También se debe reconocer que el cambio es una realidad normal y aceptable en el desarrollo.

El desarrollo ágil, no tiene una fase de prueba separada como tal. Los desarrolladores siempre deben estar involucrados en las pruebas, y éstas deben estar automatizadas y creadas mientras va caminando el proyecto, asegurando que todas las características funcionen correctamente.

El propósito de automatizar las pruebas es mantener el proyecto en condiciones óptimas de ser liberado durante todo el desarrollo.

Las pruebas también deben ser validadas por el equipo de testing durante todo el desarrollo que funcionaria como un sello de garantía del proyecto.

¿Estás interesado en trabajar un proyecto digital bajo metodologías ágiles? Comunícate con nuestro Director de Cuentas,  Julio Sumarán, al 275-0338 y conversemos sobre tus necesidades de negocio.

 

Te recomendamos:

Acerca del autor


blog

Articulos relacionados


¿Qué son las metodologías ágiles y cuáles son las ventajas de utilizarlas?

31 August, 2016

¿Qué son las metodologías ágiles y cuáles son las ventajas de utilizarlas?

Hay una realidad que no podemos negar: cada vez son más las empresas que apuestan por la innovación. Esto ha convertido nuestra labor empresarial no solo en una competencia de calidad, sino también de velocidad.